Soy aficionado a los deportes desde que tengo uso de razón, mi madre me inculcó desde muy temprana edad que saber jugar un deporte era algo esencial en la vida, ya que el deporte era una herramienta con capacidad de abrir puertas como ninguna otra en el mundo. Saber practicar deportes podría brindarme la oportunidad de comunicarme y compartir con personas de todas partes del mundo, aún sin hablar el mismo idioma. Los deportes que he podido los he practicado, 8 en total.

Me gradué de Ingeniero Industrial y tengo más de una década emprendiendo proyectos, desde la Universidad Católica Andrés Bello de Caracas, donde a los 19 años, fui fundador, con un grupo de compañeros y amigos, del primer equipo de Venezuela que construyó, compitió y terminó de forma exitosa  en las competencias de la Sociedad de ingenieros Automotrices (SAE) en la ciudad de Troy Ohio en los EEUU.

Estudié para certificarme como Gerente de Proyectos y me dediqué a emprender en otras áreas, una de ellas fue el comercio internacional, el cual me llevó a China. País que he tenido la fortuna de visitar en varias ocasiones. Ahí fue en donde se me despertó la gran incógnita de ¿qué? y ¿cómo? desde Latinoamérica podíamos exportar algo que realmente fuese útil a esta, la cultura más antigua del planeta.

Invirtiendo en el fútbol base

Convencido de que la clave del fútbol se encuentra en el fútbol base, comencé a invertir en el fútbol de mi país, inspirado en mi ciudad natal, San Cristóbal Edo, Táchira, pero fue en San Diego Edo. Carabobo, donde comencé en la construcción de campos deportivos e iniciamos nuestra primera academia de fútbol. Allí, fuí testigo de talentos de talla mundial que crecían con recursos casi inexistentes pero con una pasión desbordada por el deporte, lo cual era suficiente para que los niños explotarán su talento al más alto nivel.

Fiel a mi principio de profesionalizar el deporte, me forme como Gerente Internacional Deportivo en la red FIFA-CIES donde desarrollé una tesis que consistió en crear un Modelo de Certificación de Academias de Fútbol Menor “La Incubadora” la cual quedó como mejor proyecto final del 7mo Diplomado Internacional en Gerencia Deportiva y representó al país en la competencia internacional con opción a ser presentada en la sede de la FIFA en Zúrich.

En busca de la innovación

La era moderna está marcada por la presencia de la tecnología, el deporte es un juego sólo en la cancha, fuera de ella es una de las industrias más importantes del planeta, pero que ha crecido tan rápido que está carente de personas especializadas que ayuden a profesionalizar esta gigantesca industria y a desarrollar nuevas formas de comprender el juego y de conectarse con los fanáticos.

Mezclando todo lo anterior, me mudé con mi familia a Buenos Aires donde comencé a estudiar un posgrado en Negocios Deportivos y sumando todos mis recursos junto a mis socios, fundamos SMARTPLAY. Una Startup especializada en tecnología aplicada al deporte, comprometida en brindar herramientas de punta a los equipos de Latinoamérica para ayudar a profesionalizar esta industria y a su vez contribuir derribando barreras que nos permitan participar en el mercado asiático a través del mejor capital humano especializado en el deporte de latinoamérica.

En Smartplay esperamos sudar muchas camisetas de equipos en el mundo, sufriremos con muchos resultados pero sobre todo, tengo la certeza que nos llevará a tener un mejor deporte lo cual para mí se traduce en un mejor mundo, donde todos hablemos un mismo idioma basado en compartir a través del juego que amamos.

Work Together

 SHARE OUR PASSION

There’s nothing bigger than a fan’s passion for their team. We want the managers and technical directors to share this passion with knowledge and expertise. Let SmartPlay help you be a better manager. Let’s work together and make your team a SMART Team.

Contáctanos